miércoles, 14 de octubre de 2015

Rio




" En eclipse o brillando, la Luna es la Luna" 
(John Donne)

Todo cambia cuando estás en tu centro, en tu eje, ese es el verdadero trabajo de la Vida. Nada más da miedo, nada ni nadie ata. La libertad y la felicidad son casi la misma cosa. 
Llevo un niño en el vientre, a quién acompañaré a través del Mundo y durante toda mi Vida. Lo acompañaré amablemente como existe una amapola, que no hace nada, que es frágil pero agresivamente hermosa.
Aquí hay una enorme Tierra para explorar; llena de mica y minerales, frambuesas salvajes, subidas y bajadas. 
La Vida nos hace batalla con nosotros mismos y nuestras mareas de emociones. Podemos elegir qué sentir, podemos aceptar el momento y vivirlo para que mañana sea otro día.
A veces nos encontramos eclipsados por sensaciones que genera el Mundo y las personas lastimadas del Mundo y al cabo de respirar y limpiar un poco, ese eclipse pasa como el agüita entre las rocas del río dejando ver la profundidad de la Vida que hay en el fondo, dejando ver los interminables espejos en los cuales todos nos podemos ver.

"La vida es un libro útil para aquel que puede comprender"
(Miguel abuelo)

sábado, 13 de diciembre de 2014

OCEAÑOS





“Tu sabes, si tuviera un bote me internaría en el océano y si tuviera un pony lo montaría en el bote que está en el océano.”
No he perdido la memoria como usted señora Milagros, pero me he sentido perdida, no sé quién soy ni cuál es mi propósito. Todo ese sufrimiento humano… tan listo, tan inteligente… tan insignificante. En la muerte se supone que hay libertad y hay botes para cada uno y hay ponys o animales exóticos que te acompañan, y hay posibilidades. Hay muchas posibilidades. No sufra señora Milagros.
Aquí mi alma se siente perdida sabe, yo estoy como una guerrera luchando para salir adelante, para sacarnos a flote, para no perder la consciencia ganada en tantas vidas. A veces me siento cansada, la lucha es algo instintivo pero a la vez es una acción sin sentido. En la vida el que lucha mucho pierde. Será que no puedes vencer la ira de Dios… Hay una leyenda que cuenta que el Mundo fue creado una vez que Dios se enojó muchísimo. Somos un holograma perdido en el universo, somos un enojo pasajero pero que ha quedado ¿Qué planeta será la misericordia o la gratitud?
Planifico señora Milagros, aprendo la constancia, refuerzo mi autoestima, reafirmo lo que soy y hago un cambio de domicilio en el registro civil, mas cuando me voy a dormir, si es que tengo un minuto en silencio y sin pensar- mi alma me habla y me dice: -estás perdida, vaya si lo estás. El Mundo es el sitio para perdernos y aprender, y se la puede pasar de maravillas también aquí.
No sé si le he contado que en un montecito en el centro del Mundo hay una cascada con una olla muy profunda. A esa cascada se llega a caballo y tienes que atravesar arroyos y montar por acantilados y luego todo se pierde y no sabés bien para donde ir. Aunque escuchas sonidos e intuiciones, en un momento giras con el caballo y ahí está; blanca y cristalina a la vez, como una nube, como mil poesías que caen, como una abundancia, suena muy alto y cuando toca la tierra se calma. Esa es la cascada que le digo que ví señora Milagros. Será que la ira de Dios tiene su belleza también…
Aquí mi alma se siente perdida pero puedo con eso porque sé que soy humano y sé qué es lo que se vive por acá. También sé que algún día tendré un bote y un pony y me internaré en el océano. Ya las personas no van a existir y se hará un silenció atronador en la Tierra. Y todos nos estaremos extrañando los unos a los otros en algún polvo de estrella. Acá no nos extrañamos, más bien no nos soportamos, pero en mi bote y arriba de mi pony yo pensaré en usted con una sonrisa.

martes, 2 de diciembre de 2014



¡La humanidad! qué gran saco roto, como decía Hilario ¿A dónde va a parar lo que Dios pone en la tierra? todo se va por un agujero negro. Todo se va por el odio, las putas personalidades de todos, la ignorancia nuestra, la lucha entre nosotros. Todo aquello está con una trincheta rompiendo el saco de la vida por donde se van los granos de trigo que el Universo nos aporta. He te aquí que tenemos que coser el saco o nos extinguiremos como los dinosaurios, nuestra psique no permitirá más la existencia. Y la certeza que tengo -esa que no sé cual es- comienza a ser consciente. Tenemos un hilo, tenemos un hilo de oro, fuerte y bonito, tenemos una aguja en un pajar enorme, mas aún no sabemos coser el saco para que todo el amor del Universo no se vaya.
Coraje significa avanzar a pesar de tu miedo, pues ¡Cose la maldita tela!

Tomo un mate de chupada larga y vislumbro una pizca de asombro. Lo cual no es usual en mí. hace rato que no me asombro por nada, esta vez lo hago porque todavía mi corazón puede oír, puede interesarse por algo más, como por ejemplo: Unos ojos tristes que se llenan de alegría en una milésima de segundo; un lugar vacío, completo de muerte que resucita por amor; un perro que ha mejorado su salud de una manera mágica; un dolor de cabeza que sana con imposición de manos, una cascada que no para de parir agua dulce que viene vaya a saber de dónde; los tilos espectaculares por todos lados; el amor de la amistad pura que nada pretende; una abuela que se sonroja llena de vida, un niño que se ríe a carcajadas mientras juega con un pajarito ¿Hay algo más precioso que eso y más original?

miércoles, 12 de noviembre de 2014

SENTATA NUM. XI






Todo paraíso parece ser un infierno.
callos
sorprenden
aburren y asustan.
Se que suena oscuro,
porque todo lo que no entretiene parece negro
todo lo que no entretiene te hace sentir
y las palabras extremas no se pronuncian
porque suenan negras
como mi apodo,
Pero todo esto es lo más claro
conocer, contemplar
es claro, es vida
son callos
no hay nada que hacer con los callos…
Y uno se vuelve niño pero ya de grande
en todo caso de adulto.


La brisa de mar me peina
y yo vislumbro un futuro prodigioso
formidable.
El viento trae una información
y bajo desatada, sin nudos, sin miedo
corro, freno, camino
sonrío sin parar a toda la gente
porque el viento me lo dijo
y es viento marino quien no se equivoca.
Y fue todo paraíso
y fue verano primavera verano primavera
y fue atracción y desparpajo y atino
un gran atino en todo.
Pero el paraíso es como comerte un helado
terminás enchastrado y siempre querés tomarte otro.
Me enchastré de mí y conmigo
enchastré a otros por la cercanía que tenían
Y fue todo infierno.
.
.
.
.
.
.
Un punto por cada año
Seis puntos en la herida
y seis heridas más en otros tiempos posteriores,
Luego de eso: sólo miedo
miedo disfrazado de poder
miedo peleando con el amor que llevo adentro
Nauseas del Mundo, ira contenida
Hígados.
Un punto por cada año.


Necesito que estés cerca y con ternura
simple, humilde, sin saber.
Necesito casi nada
me lo pido por favor.

viernes, 4 de julio de 2014

Niní - La galaxia


(Yana, la florista)

El puesto de flores de Niní ha crecido muchísimo, ahora está investigando el cultivo hidropónico aunque le parece una pelotudez. Vende ungüentos sanadores en el puesto y fotocopias de libros inconseguibles.
La señora vecina y ella han entablado una gran amistad que se fue nutriendo a fuerza de mates y música de John Coltrane. Muchas charlas sobre actores de Hollywood y calles de capital federal -más que calles, intercepciones- hablan todo el tiempo de buenas intercepciones (esquinas) para poner puestos de flores. Ustedes sabían que los puestos de flores sólo funcionan en las esquinas ¿verdad? como tantas otras cosas… por ejemplo: un buen abandono, un buen abandono se realiza en una esquina nunca a mitad de cuadra. En fin, cantidad de gente amiga y camarada forman parte del Universo de la vida de Niní. Y hablando de Universo… pienso en una galaxia y hablando de galaxia hablo de Niní que tiene una galaxia de vacío en el pecho ¿Ustedes lo sabían? ni ella lo sabe. Se estima que la misma fue creada en una vida anterior allá por el 1954. Niní fue ensuciando karma en vez de limpiarlo, tanto que finalmente arrastró su galaxia hasta aquí y la agrandó. Es una enormidad de nada que ella no puede sentir, porque cuando estás distraído con diversiones poco genuinas no podes sentir las galaxias de vacío que llevás en el pecho. Pero hay días… esos son los días que suena Jonhy Cash en el puesto de flores, hay días que está a punto de cerrar y aparece una mariposa naranja que se posa en un gladiolo y juguetea, Niní se lo permite; mira para arriba, encuentra el nido que hay en la Acacia y ve al ave “rompepelotas” -como le dicen en el barrio- el ave la mira a Niní, la mira fijo, la mariposa se le monta en el pecho y el ave “rompepelotas” baja la mirada al centro cardíaco de Niní, la mariposa comienza a aletear para llamarle la atención, ella mira levemente para abajo, de refilón y ahí la vé, allí está, girando con un movimiento casi imperceptible, allí frente a dos testigos clave, está la galaxia de vacío que tiene Niní en el pecho. Pero esos son pocos días en el año, las demás jornadas ni sabe ni siente ni escucha el desgarrador sonido del silencio que contiene esa gran Nada.

miércoles, 2 de octubre de 2013

SOBERANA





Voy hablar de lo cotidiano y lo trascendental, de las líneas paralelas que parecen no tocarse nunca. Voy a escribirlo en verdad, escribo mejor que lo que digo. Golpeo las teclas y transcribo lo que fue pintado en trazos un tiempo antes. Qué bonito que suena el susurro de los trazos y la tinta en el silencio de la noche…
Un pájaro azul planea y come las semillas que poseen las cosas. A veces… sin saber reconocerlas. Tus fieras te comerán el pellejo si no sabes alimentarlas. Tu destino es específico, mas siempre puede empeorar ¿Me explico? De todas maneras, mi deseo no es poder explicarme, mi deseo es poder sonar y resonar en ti. Que puedas comprender algo, que puedas apropiarte de un verso, que puedas ver el misterio de la vida, y que respires… que respires humilde sin controlar ninguna respuesta.
¿Puedes ver como tu vida es trascendente? si no lo puedes ver es porque pierdes tu tiempo en fijarte qué sucederá mañana en vez de preguntarte ¡qué es lo que vas a dar tu mañana! Nuestra existencia no ha de ser algo sin sentido. Aquella frase envuelve un marcado mandato de la Naturaleza. Si no quieres que tu vida sea algo sin sentido tienes que comenzar por SENTIR la vida. No vayas a creer tu, ni tus pájaros azules, que eso es algo simple y placentero, no siempre lo es… a veces duele, da pánico, furia, una furia como la de los océanos que se mantienen respetuosos con las Tierras hasta agotarse. Pero… el amor en acción es el que produce los milagros y esa es nuestra recompensa. Porque así como podemos sentirnos mal podemos sentirnos tan hermosamente que nuestro cuerpo se pulveriza con la alquimia del sentimiento.
Me alimento con fruta y semillas de amaranto. Me permito ser quien ama tanto, me permito ser ácida, me permito ser antipática y silenciosa, me permito ser egoísta y charlatana también. Alimento mi armonía para que sea siempre la Consciencia la que dirija mis actos, para que sean el Sentimiento quien tome mis decisiones, para que sea mis tres ojos los que elijan.
Y agradezco mucho… pues lo siento así. El Mundo se me revela para mi propio crecimiento siempre.


Les comparto esta buena canción que creo nos refleja a todos...


martes, 17 de septiembre de 2013

Cumpleaños







Llovía a ráfagas, el agua caía desde otros cielos más altos, como si se hubieran elevado las nubes. Son esas tormentas que no esperás entonces te empapan. Y así vine al Mundo: tan triste, tan cansada y enseguida me acomodé -no me quedaba otra-. Me mimaron, me abrazaron y yo quede en silencio y quietud por un tiempo largo, un par de meses. Era raro, pues lo niñitos deberían llorar y patalear. Yo había regresado una vez más aquí, quizá mi orgullo haya tenido que ver con esto. Quietita, como una tumba, sabia, chiquita, yo me quedaba.
Treinta y un años después, la misma lluvia, mil amores, una luz que comienza a crecer muy fuertemente luego de tanta penumbra y de tanto caminar a ciegas con un fósforo en la mano, quemándome los dedos.
Y aquí hablando, cantando, bailando, habiendo aceptado mi existencia, habiendo disfrutado… haciéndome cargo de todo lo que me pasa, de todo lo que te pasa. A cada segundo, a cada instante. Estando triste cuando me viene, enojada con quién esté enojada, alegre con la vida, amando a muchas personas, temiéndole a Dios como siempre… La perfección no existe, es sólo una ilusión cultural y las manchas son lo que hacen al tigre.
gracias.